15 octubre 2010

¡Malditos hipócritas!


Algunos lloran. No tienen derecho a llorar. ¿Qué hicieron por él cuando estaba vivo? Nada. Lo dejaron morir como a un perro. Ahora se desgarran las vestiduras por su muerte. ¡Malditos hipócritas! Aún recuerdo verlo sentado en aquella esquina, muerto de hambre, con la mierda hasta la coronilla y pidiéndote un mísero céntimo para beberse el enésimo trago de alcohol para tratar de olvidar su desgraciada vida. Pero todo cambió cuando apareció muerto y con un boleto de la lotería primitiva premiado. Hermanos, hermanas, tíos, tías, primos, primas y demás familia, esperando al reparto de la carroña. ¡Malditos hipócritas!

También en: 
https://steemit.com/spanish/@moises-moran/malditos-hipocritas

5 comentarios:

  1. Me gusta cómo en pocas palabras has definido lo que es ser un hipócrita.
    Me ha gustado.
    Un beso.

    ResponderEliminar
  2. Anónimo12:33 p. m.

    Hola Moisés,ese caso se da algunas veces, yo conozco más de uno.

    Sigue escribiendo, que se que hay bastante gente que te sigue, aunque por pereza no te lo comenten.

    Me gusta, ya sabes que me gusta.

    Besos Conchi

    ResponderEliminar
  3. Gracias, Conchi, seguimos siguiéndonos.

    ResponderEliminar
  4. Anónimo11:18 a. m.

    En pocas palabras has definido perfectamente lo que la gran mayoría pensamos. Un saludo.

    ResponderEliminar
  5. Anónimo11:19 a. m.

    Loly Ruano, la anónima de antes.

    ResponderEliminar

Si quieres dejar un comentario, y no sabes como hacerlo, pica donde dice: "Anónimo", escribe tu comentario y luego pica sobre "Publicar comentario". Gracias.